Entradas con la etiqueta ‘tipos de papel de dibujo tecnico’

Tipos de papel de dibujo

TIPOS DE PAPEL.
El papel fue inventado por los chinos un siglo antes de nuestra era, pero no se introdujo en Europa hasta mil años después. Paulatinamente fue sustituyendo al pergamino, de elaboración más costosa y compleja.
El papel hecho a mano se obtiene a partir de una pasta de celulosa vegetal (o elaborada con trapos) que se deposita en capas finas sobre un bastidor de las dimensiones deseadas. A continuación, se extiende cada capa de pasta entre dos fieltros superpuestos y se prensa para eliminar la humedad. Por último, la hoja así obtenida se sumerge en una solución de cola animal, para aumentar así su resistencia.

El papel hecho a mano se reconoce y caracteriza por la “filigrana”, es decir, por la marca transparente impresa por el bastidor durante su elaboración. El bastidor está formado por una trama de hilos metálicos verticales y varillas horizontales, en la cual queda retenida la pasta de celulosa cuando éste se saca de la tina que la contiene. Las diferencias resultantes del hecho de que a cada hilo o varilla corresponde una capa de pasta ligeramente más fina producen un dibujo, visible al trasluz, que permite emitir un juicio sobre la procedencia y la fecha de fabricación del papel (en general, el número de hilos ha ido aumentando con el transcurso de los siglos).

Por el mismo sistema del hilo metálico inserto en el bastidor se imprime la “filigrana” o marca de fábrica, consistente en distintos símbolos (flechas, leones, yelmos o letras del alfabeto), que revela el origen y la fabricación del papel (el número de filigranas registradas asciende a dieciséis mil).
A finales del siglo xiv, Cennino Cennini aconseja en su tratado preparar el papel para el uso de punta de metal (uno de los primeros útiles de dibujo refinados) con posos minerales especiales o polvo de huesos, lijándolo después con ágata. El papel de color, de uso frecuente, se obtiene diluyendo los pigmentos (rojo, verde o azul) en cola animal o goma arábiga, que además aumentan la consistencia del papel. El “grano”, es decir, la textura de la superficie, es un elemento fundamental para el dibujo, ya que determina el uso de los distintos materiales, desde el lápiz al carboncillo y desde la tiza al pincel, y permite conseguir efectos especiales, debidos precisamente a esta relación entre material y soporte.